El embarazo y las hormonas: una etapa de cambios.

 

Muchos cambios hormonales ocurren en el embarazo  y la piel los expresa. La mujer embarazada puede cursar su embarazo con piel grasa o acné, producto de la gran cantidad de hormonas masculinas que circulan en su sangre. Esta situación no está relacionada con el sexo del bebé sino con la actividad que tiene la placenta al metabolizar dichas hormonas. Si aparecen granitos por primera vez o reaparecen rastros de antiguo acné, es importante consultar al dermatólogo y no tomar remedios ni aplicarse crema si no son indicadas por él médico.

También el tono de la piel puede tornarse más oscuro o manchado, en particular frente la exposición solar. Es importante consultar y usar el protector adecuado para prevenirlas y saber que después del parto estas manchas tienen tratamiento.

Las estrías no siempre pueden evitarse pero una piel preparada es menos susceptible y también se pueden tratar post parto. La piel siempre vuelve a su lugar y recobra su elasticidad, incluso podemos ayudarla para ello.  Por eso tomarse el tiempo necesario para lograr un buen control metabólico es óptimo.

Es ideal que una mujer que tiene un trastorno hormonal programe su embarazo, por ejemplo una mujer con diabetes bien controlada tendrá un embarazo feliz y un bebé sano.

Además una mamá hipotiroidea debería tener un  control y ajuste de dosis necesario de la hormona tiroidea.

Por otro lado, ¿qué pasa con la obesidad? Es muy saludable tener un peso adecuado antes de iniciar un embarazo, la obesidad también aumenta el riesgo del embarazo y del bebé. Puede tener complicaciones hipertensivas y partos prematuros. Según mostró el Equipo de Psico-neuro Endocrinología del Hospital de Helsinki la HTA y la diabetes gestacional mal controlada pueden aumentar el riesgo de depresión pos parto. El BMI (relación peso talla) aumentada también correlaciona con depresión a lo largo del parto y post parto.

El estrés materno aumenta la hormona del estrés llamada cortisol, la cual en grandes cantidades puede afectar el peso del bebé al nacer y traer dificultades futuras con su propio control de cortisol. Esto también puede controlarse teniendo un mejor manejo de sus hormonas de estrés con técnicas especializadas.

¡Es importante consultar, prevenir y curar! 

En nuestro centro médico contamos con Programas de control de estrés, reducción de peso y manejo de diabetes gestacional, los cuales te ayudarán a mejorar tu salud en esta etapa tan importante de tu vida. ¡Te esperamos!

Laura Maffei,  Endocrinóloga 

M.N. 62.441

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s